>Cosas del Cine

Especial: Tim Burton

Autor: Comentar
Comparte este artículo
El director con una de las imaginaciones más rocambolescas volverá a la gran pantalla con la adaptación del libro de Lewis Carroll, Alicia en el País de las Maravillas.

Tim Burton


>Tim Burton ha sido siempre y posiblemente sea siempre, uno de esos personajes hollywoodienses a los que se les puede admirar con locura u odiar desde lo más profundo del corazón, pero que no deja a nadie indiferente.

Adorado y criticado por igual entre críticos y público y poco valorado por las academias que otorgan premios a pesar de su clara capacidad para generar grandes películas, siempre ha estado rodeado de los mejores, tanto a nivel interpretativo (ha trabajado con Johnny Depp, Jack Nicholson, Christopher Lee, Alan Rickman, etc.) como a nivel técnico. Además, ha trabajado también para los mejores, pero normalmente, esas veces han sido sus peores películas al verse cerrado por las ideas de los productores, como es el caso de las películas en las que ha trabajado para la factoría Disney.

Tras crear en los años 80 algunos cortometrajes animados, su primera película fue La Gran Aventura de Pee-Wee, que creó en 1985, aunque no tuvo ninguna repercusión. Pero su segunda película si tuvo un fuerte impacto, en 1988 estrenaba Beetlejuice, una película realmente loca, divertida y que demostraba un sentido del cine muy diferente a lo que se había visto hasta aquel momento.

Ese éxito le abrió las puertas de la dirección en Batman, en 1989 y su secuela en 1992, aunque entre una y la otra, nos sorprendió de nueva con una tierna historia, Eduardo Manostijeras, en la que trabajó por primera vez con uno de sus actores favoritos y buen amigo Johnny Depp.

Aunque Batman no convenció en el primer momento, con el tiempo se ha convertido en una película de culto. Y los éxitos que iba cosechando no le dejaron huellas entre el público.

La novia cadaver

Tras las dos películas de Batman, Burton volvió en 1994 con Ed Wood, una película que no tuvo una gran repercusión, pero en cambio fue muy bien acogida por la crítica y el público que la visionó en los cines. Más tarde, ya en 1996, volvía a la dirección con una comedia marciana titulada Mars Attacks! que goza de una gran reputación entre el gran público por su humor desternillante y las apariciones de mucha gente conocida que le daba a la película un toque aún más cómico.

Pero no duró mucho el toque de humor y volvió a su género favorito con una adaptación del clásico de Sleepy Hollow y sus cabezas cortadas, donde Cristina Ricci se destapó con una gran interpretación en una película que dejó algo fría a crítica y público y fue tildada de demasiado sangrienta.

Ya fue en 2001 cuando llegó el que posiblemente sea su film más criticado, un remake de El Planeta de los Simios, que si bien estuvo a la altura de las mejores películas en cuanto a efectos, ambientación y demás, dejó a la gente con un sabor amargo a pesar de los cambios que intentó crear para que fuera una película diferente y de la convincente actuación de Mark Wahlberg.

Dos años más tarde, sorprendería a todo el mundo con un cuento infantil para adultos, como la han catalogado muchos, Big Fish, donde contó con un crecido Ewan McGregor, que demostró una vez más que posiblemente estemos ante uno de los más grandes actores, sino de todos los tiempos, al menos de si de nuestra época.

Y parece que lo de cuento infantil marcó mucho a Burton, ya que siguió con ello cuando adaptó el clásico de Roald Dahl, Charlie y la fábrica de Chocolate, con un genial Freddie Highmore y un brillante Johnny Depp en el papel de Willy Wonka. No tuvo mucho éxito con esta adaptación, pero cabe destacar el valor de la adaptación de un libro tan conocido.

SweeneyTdd

Siguiendo con el mundo infantil, volvió a aquello que lo lanzó a la fama, la animación. Ya había producido y creado con anterioridad James y el melocotón gigante, que fue la primera película con el sistema stop-motion y ahora nos sorprendía con La novia cadáver, personajes de la cual estaban basado en Johnny Depp y Helena Bonham-Carter.

A pesar de que hubo críticas en contra de la película y entre el público no generó una expectación muy grande, fue nominada al Oscar como Mejor película de animación, aunque no se llevó la estatuilla al tener que luchar contra dos grandes creaciones como Wallace y Gromit y El castillo Ambulante.

Si antes había sorprendido con algunos cambios de registro, en 2007 sorprendió aún más al crear un musical de miedo, Sweeney Todd en el que repetían Johnny Depp y Helena Bonham-Carter, acompañados por gente tan notable y variada como Alan Rickman o Sacha Baron Cohen.

Con esta película, que el público recibió algo frío, excepto los fans de Tim Burton que la acogieron como una de las mejores películas del director, recibió dos nominaciones a los Globos de Oro, una a Mejor Película de Comedia o Musical, que acabó ganando, y otra a Mejor Director, que no consiguió llevarse Tim Burton.

Ahora, a principios de 2010, nos sorprenderá de nuevo con la adaptación del libro de Lewis Carroll, >Alicia en el País de las Maravillas. Una película que tanto crítica como público espera con impaciencia y donde podremos ver de nuevo a Johnny Depp, Helena Bonham-Carter y Alan Rickman además de al veteranísimo Christopher Lee, en una adaptación libre pero con el imaginario de dos grandes como Carroll, cuando la escribió, y Burton detrás de la cámara.

Imagen 1 | Mapamundi.files

Imagen 2 | Warner Bros

Imagen 3 | Z.about.com



0 Comentarios Enviar un comentario


    Utilizamos cookies de terceros para generar estadísticas de audiencia y mostrar publicidad personalizada analizando tu navegación. Para poder seguir navegando necesitamos que aceptes su uso. más información

    Los ajustes de cookies de esta web están configurados para "permitir cookies" y así ofrecerte la mejor experiencia de navegación posible. Si sigues utilizando esta web sin cambiar tus ajustes de cookies o haces clic en "Aceptar" estarás dando tu consentimiento a esto.

    Cerrar