El Cine Español Fracasa en Casa

Autor: 1
Comparte este artículo
cine1.jpg

El cine español está de capa caída. Los últimos datos que proporciona el Ministerio de Cultura así lo afirman. En el listado de películas con mayor recaudación desde Enero hasta Junio de este mismo año, no hay ningún film español. “Spider-Man 3”, “300” y “Piratas del Caribe en el Fin del Mundo”, son las que se llevan la palma en cuanto a recaudación se refiere. El cine estadounidense, el inglés y el alemán son los que acaparan la atención del público en nuestro país. Pero ¿por qué no es el cine español profeta en su tierra?

Según los datos que aparecen en la página web oficial del Ministerio de Cultura, la evolución del cine español no es muy alentadora. Desde 2001 hasta 2006, la recaudación se mantiene en una misma línea sin altibajos muy destacados (616,36 millones de euros), en cambio si se observa el número de espectadores, en las mismas fechas, ha descendido significativamente hasta 121,65 millones de espectadores.

Las cinco películas españolas más taquilleras en lo que va de año han sido “Pérez, el ratoncito de tus sueños”, “El Ekipo Ja”, “La Caja Kovak”, “El Laberinto del Fauno” y “Lola, la película”. Si se compara la recaudación de “Spider-Man 3” con la más taquillera del cine español, encontramos una distancia abismal, casi 13 millones de euros de margen de diferencia.

Un reciente estudio del Instituto de Pensamiento Estratégico creado por Sigma Dos, anuncia que a 6 de cada 10 españoles no gustan del cine de nuestra tierra. Lo consideran nefasto y poco interesante. El problema es que los espectadores no consiguen identificarse con las temáticas que saltan a la gran pantalla. Sin embargo, sí apoyan casi incondicionalmente al cine norteamericano. Otra de las razones por las que el público no acude a las salas a visionar una película de nuestro país es porque consideran que están dirigidas a la minoría, algo chocante porque quienes afirma esto son españoles con gran formación académica e ingresos.

Respecto a las subvenciones públicas que van dirigidas a la producción de films españoles. Los encuestados por el Instituto de Pensamiento Estratégico, afirman que les gustaría ser preguntados antes de ofrecer esas ayudas y cerca del 40% están totalmente en contra de que el dinero de sus impuestos vaya destinado a las subvenciones mencionadas.

La pregunta es: Si se desea que el cine español sea de calidad ¿no son necesarias las ayudas públicas? Es el cuento de nunca acabar respecto a este asunto. Llevamos años hablando de la crisis que puede estar sufriendo el cine de nuestro país, los trabajadores de este campo se quejan de que no reciben las ayudas suficientes, el Ministerio de Cultura de que las subvenciones son las justas y los espectadores de que las temáticas no interesan y la calidad no es demasiado buena.

¿Cuál es el problema entonces? Esta es una buena pregunta que debería hacernos reflexionar. Teniendo en cuenta los datos anteriores, podría afirmarse que el Cine Español no pasa por su mejor momento. Sería bueno tomar medidas para que los films realizados en España empiecen a despuntar en casa. En cuanto al cine de nuestro país es cierto el refrán: No ser profeta en su tierra.

Por:
Etiquetas:
Categorías: General


1 Comentarios Enviar un comentario


  • avatar
    Ana

    El cine español es un arte que ejercen unos pocos privilegiados y en el que se instalan durante décadas; aunque no hagan taquilla, por tanto habría le liberalizar el cine español, y si no haces taquilla en repetidas ocasiones dedícate a otra cosa mariposa. Hay cientos, miles de guionistas, Directores, actores que no encuentran su oportunidad porque allí están instalados los de siempre a fuerza de subvenciones, y por los datos son precisamente los que no conectan con el público español, su público. Otro problema que veo es el hecho de que los Directores siempre son los que han escrito el guión y así sale la película, creo que es tiempo para que los productores se interesen por el guión de un guionista y después contraten a un Director para dirigie, porque estos Directores siempre quieren meter su guión, y son Directores no guionistas.