Curiosidades de Bette Davis

Autor: Comentar
Comparte este artículo
¿Sabíais que la propia Bette Davis se consideraba a sí misma como muy poco atractiva?. Realmente es una afirmación que no comparto en absoluto, tanto desde el punto de vista físico como artístico. Sobre todo porque hay algunos hechos fascinantes alrededor de esta fascinante mujer. ¿Descubrimos algunos de ellos?

Bette Davis

Sin duda alguna, Bette Davis ha sido y lo será una de las grandes leyendas de la historia del cine. La actriz apareció en más de cien películas y cincuenta programas de televisión. Fue nominada al Oscar en nueve ocasiones entre 1934 y 1962, ganando sólo dos estatuillas. Ganó el Premio a la Mejor Actriz en la película Dangerous, de 1935, y el otro precio fue para la mítica Jezabel en 1938.

Fue la segunda actriz de la historia del cine en superar el número de cien películas realizadas, y eso que incluso desechó muchísimos papeles a lo largo de su carrera porque consideraba inaceptables. Tras rechazar un papel se marchaba a Inglaterra, y sólo decidía volver cuando la Warner Bros la llamaba para algún papel, o para tener que acudir al juzgado por incumplimientos de contrato…

Bette Davis se casó en cuatro ocasiones. De esos cuatro matrimonios sólo tuvo un hijo, aunque adoptó a otros dos. También escribió tres autobiografías , ya que a medida que pasaban los años iba actualizándolas con fechas y nuevos datos que recordaba.

Como todas las grandes estrellas del cine tuvo sus rivalidades, especialmente con Joan Crawford. Todo comenzó y se acrecentó cuando ambas tuvieron un duelo estelar en la película Qué Pasó con Baby Jane, de 1962 y dirigida por Robert Aldrich. Dicen que durante el rodaje de la película Bette Davis pidió tener en su camerino una máquina dispensadora de Coca-Cola para enfurecer a Joan Crawford, ya que el esposo de Joan era un alto ejecutivo de Pepsi.

Incluso en una de las escenas en la que Bette Davis y Joan Crawford deben simular una pelea, ambas hicieron tan real la secuencia por culpa de su odio mutuo, que Joan Crawford debió recibir puntos en un golpe en la cabeza. Para contestarle a la Davis, en la escena que Bette debía arrastrar a la Crawford, esta última se puso pesas en los bolsillos para que le fuera más difícil hacerlo a la Davis.

Ni que decir tiene que el papel de ambas fue impresionante. Debéis ver sin duda esta película. Dicen que en ninguna otra se ha visto a una Bette Davis tan real. No nos extraña, teniendo que lidiar con Joan Crawford…

Imagen de wikipedia



0 Comentarios Enviar un comentario